jueves, 21 de febrero de 2013

El mundo, de Juan José Millás

[...El frío de la infancia no se va nunca. Si acaso, se enquista en los penetrales del cuerpo, desde donde se expande por todo el organismo cuando le son favorables las condiciones exteriores...]


Tenía inmensas ganas de leerte. Me habían hablado de ti, de tu obra, pero no había encontrado el momento oportuno para dedicarte el tiempo que mereces. En ocasiones, la rueca de la inercia te atrapa hasta un punto en que se antepone a tus apetencias, como una cita ineludible que relega en una voluta de humo todo aquello por lo que realmente vale la pena existir, sometiendo a su insensata dictadura aromas, sonidos, tactos, sabores y colores que pasan inadvertidos hasta que se transforman en recuerdos. De hecho, antes que tus letras, fueron tus palabras en boca del actor Juan Diego interpretando el guión de La Lengua Madre. ¿Por qué únicamente un telón del 9 de enero al 3 de febrero del 2013? ¿Por qué un mes para dar a conocer un pensamiento férreo sobre un mundo en el que las palabras han dejado de ser genuinas para estar sometidas  al capitalismo? Como bien dices, nos encontramos en una época en la que la Sanidad Pública no es Sanidad, ni Pública, en la que la Justicia Gratuita no es Justicia, ni Gratuita, en el que la Educación Pública no es Educación, ni Pública. Sin embargo, las palabras en manos de intereses políticos se convierten en morbosos argumentos propagandísticos vacíos de contenido y con una melodía significativa.


Las palabras dirigen la vida de los hombres. Es cierto el ejemplo que expones en tu monólogo llevado al teatro: ni siquiera los mayores dictadores de la Historia Universal hicieron amago de cambiar el orden alfabético. Hitler siempre estará el octavo puesto, Franco en el sexto. Sin embargo, y a pesar de ello, tal vez fuese cuestión de economizar el tiempo o blandir espadas contra el viento lo que animó a tales seres abyectos a mantener la linealidad paradigmática del abecedario, en lugar de la fuerza incalculable del mismo. Los hombres sí dirigen la vida de las palabras, las moldean a su antojo independientemente de diccionarios o normas lingüísticas. Las utilizan como moneda de cambio, las vejan y anulan, moldean su significado y adornan su significante, las escupen y pisotean, las crean, las elevan al infinito. No hace mucho utilizábamos la «y» griega cuando ahora utilizamos la «ye». Y, si España no tuviese «eñe», albergo serias dudas de que mantuviésemos la virgulilla en pos de los americanos.


[...La presión del tópico me empuja a decir que mi padre se relacionaba con sus herramientas como si fueran prolongaciones de su cuerpo, un conjunto de prótesis. Del mismo modo que el lenguaje nos utiliza y nos moldea hasta el punto de que, más que hablar con él, somos hablados por él, mi padre parecía hablado por las herramientas que tenía siempre al alcance de sus manos...]

LO QUE DICE LA CRÍTICA

El Mundo, del novelista Juan José Millás galardonado con el Premio Planeta 2007 y Premio Nacional de Narrativa 2008.

EDITORIAL Y PRECIO

Puedes encontrarlo en la editorial booket logista (tapa blanda) por 8,51 € y en kindle por 7,12 €.

Entrevista a Juan José Millás

Hoy charlamos con... ALEJANDRO PLAZA

Nacido en Madrid el 28 de septiembre de 1979. Licenciado en Ingeniería Informática. Gran apasionado de la Física, la Química y, sobre t...